Música nueva que debes escuchar: The Libertines – Anthems for Doomed Youth

The Libertines es una de las bandas más importantes en mi vida. En 2002 nada sonaba mejor. Fue la gran historia que necesitábamos para despedir la música del Siglo XX. Eran pop, eran punk, su destino era ser leyendas de corto alcance y así fue. Hicieron honor a su reputación de ser tan autodestructivos como talentosos y decidieron morir antes que ser viejos. Los últimos románticos del rock and roll, les llamaron. Lo fueron. Esos cuatro chicos fueron la banda más grande de Inglaterra y la clase de relación emocional que tuvieron con su público se ha visto pocas veces, porque amamos la historia que nos contaron en ese entonces, aquella historia de como podemos ser jóvenes e invencibles mientras tengamos amor, guitarras y tambores. Elegí creer eso.

Sus dos álbumes y toda la perfecta producción musical que hicieron a inicios del Siglo XXI me acompañarán por siempre.  El decadente final de su historia me pareció adecuado. Como un gran fan, tenía que ver con duda el regreso de la banda. La especulación terminó hoy. Anthems for Doomed Youth es un álbum de The Libertines. Todos hemos aprendido cosas. Ellos también. Hemos cambiado. Ellos también. Y a pesar de ello, son The Libertines. Lo que amamos en aquel entonces sigue allí. Después de todo, casi la mitad de las canciones del álbum son piezas de la época original que por fin pudieron enfrentarse al estudio de grabación. Algunas de esas canciones vienen de finales de los 90 y han madurado por 15 años. Otros temas son nuevos y se nota la influencia de esos episodios llamados Babyshambles, Yeti, Dirty Pretty Things y algunos más. La fuerza de sus historias de guitarras, la incomparable complicidad de sus voces e instrumentos… Aún existen, contenidos bajo esa capa de pulcritud que los implacables micrófonos agregan a veces a  la música. Son ellos, diferentes, la magia está allí, pero es distinta y creo que está esperando a explotar sobre un escenario. Vaya, el título del álbum dice una gran verdad: The Libertines es una banda de himnos. Los que escuchamos también somos distintos.  Se trata de ser jóvenes e invencibles. Lo lograron y creo que tratan de hacernos entender que nosotros también.

Deja un comentario